Mexico – “Los procesos de cambios políticos latinoamericanos están pasando por una situación bastante compleja”

ENTREVISTA A HUMBERTO MONTES DE OCA (SME – NCT)

Prensa del ESNA entrevistó a Humberto Montes de Oca, secretario de Relaciones Exteriores del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME – Nueva Central de Trabajadores), luego del triunfo del “Plantón de Bucareli”, una fuerte medida de 40 días contra el gobierno de Peña Nieto, el presidente mexicano. Además, habló sobre el proceso de privatización neoliberal de las grandes empresas del estado como Pemex y la situación social y de los trabajadores. Sobre la relación de México con el presidente de Estado Unidos, Donald Trump, expresó que “hay una gran subordinación del gobierno mexicano en la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN)”. Frente a los desafíos del ESNA hacia el futuro, comentó que “el debe marchar a la cabeza convirtiéndose en un movimiento más dinámico y abierto. Está pendiente diseñar esta nueva etapa del desarrollo del ESNA”.

¿Cómo fue el proceso del Plantón del SME? ¿Qué demandas tuvo y cómo fue triunfo?

El Plantón de Bucareli, que se extendió por cuarenta días frente a la Secretaria de Gobernación, tuvo como objetivo obligar al gobierno del presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, a cumplir con los acuerdos de la mesa de negociación entre el SME y el Gobierno Federal. Podemos  decir que el plantón de 40 días cumplió su objetivo.SME Planton 2

El Gobierno está entregando importantes fábricas y talleres que había retenido indebidamente y está en curso el pago del adeudo económico que tiene con los 996 compañeros que hoy, gracias a la lucha, gozan de una renta vitalicia. El otro acuerdo incumplido era la firma de un contrato de compra venta de energía para FENIX, la empresa que explota las 14 plantas hidroeléctricas que nos fueron concesionada por 30 años. Ese contrato es importante por cuanto detona miles de empleos para los compañeros que participarán en la construcción, operación y mantenimiento de dos plantas de ciclo combinado hasta por 1700 megavatios (MW). Esta energía, a su vez, aumentará nuestra capacidad para integrar un fondo de previsión social para todos los trabajadores en resistencia y capitalizar a nuestra sociedad cooperativa LF del Centro.

SME Planton 5Por otro lado, en lo político podemos decir que el plantón no sólo venció la resistencia del gobierno a cumplir con lo pactado, sino que también reactivó la fuerza de nuestro movimiento que esta vez estuvo acompaño por miles de usuarios de la energía eléctrica en huelga de pagos y que mantuvieron su presencia solidaria con el SME las 24 horas del día, durante los 40 días del Plantón de Bucareli.

Nosotros estamos conscientes de que dentro del gobierno burgués mexicano hay fracciones que se oponen a los acuerdos alcanzados por el SME y harán hasta lo imposible por acabar con nuestra organización. La lucha de exterminio en contra del SME estará presente permanentemente mientras los neoliberales gobiernen nuestro país. Nos queda claro, no habrá tregua.

¿En qué situación se encuentran los trabajadores mexicanos en general, cuáles son sus demandas y cuál es su situación social?

En su mayoría, en la indefensión frente a los efectos devastadores de la crisis económica y las reformas estructurales. El poder adquisitivo del salario va precipitadamente a la baja a consecuencia de la devaluación de nuestra moneda y el repunte de la inflación. Mientras el desempleo crece y se precariza el trabajo.

En el caso de la privatización de la industria petrolera y eléctrica, los sindicatos corporativos de PEMEX y la Comisión Federal de Electricidad (CFE) están permitiendo el despido masivo de trabajadores y la mutilación de su Contrato Colectivo.  La desintegración de ambas empresas públicas está acelerando la descomposición del sindicalismo colaboracionista que predominó durante décadas en este sector.

SME Planton 1En lo político, el sindicalismo democrático e independiente comienza a encontrar la ruta para articular a todas sus fuerzas. Recientemente las direcciones de la Nueva Central de Trabajadores (NCT), la Unión Nacional de Trabajadores (UNT), la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) y el Sindicato Minero acordaron avanzar en un proceso de unidad de acción en torno a las demandas generales de los trabajadores mexicanos y particulares de cada una de nuestras organizaciones.

¿Cómo ven desde el SME y la Nueva Central Sindical la relación de México con la EEUU de Donald Trump?

El gobierno de Peña Nieto está asumiendo la defensa de los intereses hegemónicos de los EE.UU. en América Latina y el Caribe. La política exterior mexicana se ha convertido, de la noche a la mañana, en un garrote diplomático en manos de Donal Trump. Su postura de frente a la crisis venezolana es francamente vergonzante.

Del mismo modo, observamos que hay una gran subordinación del gobierno mexicano en la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) que recién comenzó el 16 de agosto pasado cuando la delegación oficial  descartó incluir el tema de la elevación del salario mexicano en la  mesa de renegociación. Esto quiere decir que la precarización del trabajo en México no está a discusión. Peor aún, cuando los “sindicatos” oficialistas de la CTM y el Congreso del Trabajo, de filiación priísta, apoyaron está posición del gobierno de Peña Nieto. Por último, Trump insiste en la construcción del muro con pago mexicano sin que el Gobierno exprese categóricamente su rechazo

Trum NietoDel lado contrario a esta postura hay organizaciones sociales, civiles, campesinas y sindicales que comienzan a movilizarse en contra del libre comercio y la renegociación entreguista y secreta del TLCAN. Con estas banderas, el pasado 16 de agosto nos movilizamos a la cancillería mexicana. Y está en proceso una acción trinacional con organizaciones sociales y sindicales independientes de EE.UU. y Canadá.

¿Qué impulso o necesidades tiene el ESNA de cara al futuro?

Tenemos que reconocer que los procesos de cambio político latinoamericano que acompañaron el surgimiento y desarrollo del ESNA están pasando por una situación bastante compleja, derivada de la contraofensiva de las oligarquías locales y los Estados Unidos; contraofensiva que busca, a toda costa, restaurar el neoliberalismo en América Latina y el Caribe, actualmente concentrando su ataque en Venezuela, Argentina y Brasil. SME Planton 3

En este contexto, el ESNA debe tomar nuevas iniciativas políticas para ponerse a la altura de las nuevas circunstancias. Ello pasa por la actualización de nuestro análisis y la redefinición de nuestros objetivos a corto, mediano y largo plazo.

Desde nuestro punto de vista, actualmente vivimos un período de resistencia en América Latina y el Caribe que rápidamente puede extenderse en todo el continente si somos capaces de articular un bloque histórico anticapitalista que integre en sus filas a todas las resistencias populares de los jóvenes, las mujeres, los pueblos originarios, el campesinado, los movimientos urbanos y ambientalistas. En este sentido, nosotros creemos que  el movimiento sindical democrático, independiente y clasista de nuestro continente tiene un rol protagónico que jugar en la articulación de esta alianza. Y el ESNA debe marchar a la cabeza convirtiéndose en un movimiento más dinámico y abierto. Está pendiente diseñar esta nueva etapa del desarrollo del ESNA. Es urgente.

Prensa ESNA

 

 

Share on Google+Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on RedditShare on LinkedInShare on TumblrEmail this to someonePrint this page