Por un 2019 con un relanzamiento del ESNA para luchar en unidad y revertir la historia de los pueblos

Editorial de Hugo Blasco (FJA – CTA Autónoma) de la Revista ESNA #14 (diciembre 2018)

Desde lo largo y ancho de Nuestra América, el 2018 fue un año político intenso. Hubo cambios de gobierno en diferentes países del continente. Algunos, generan diversas expectativas, como es el caso de México con Manuel López Obrador. Otros, en cambio, son profundamente regresivos y tienen consecuencias impredecibles, como es el caso de Bolsonaro en Brasil. Mientras tanto, hay varios gobiernos de derecha, como por ejemplo Macri en la Argentina o Ivan Duque en Colombia, que profundizan una línea de políticas sumamente agresivas y muy negativas para los trabajadores, trabajadoras y las clases populares.

Por todo esto, nos preguntamos qué nos toca hacer desde el movimiento obrero. ¿Que tenemos que hacer como clase trabajadora? ¿Cuál es nuestros rol en este escenario de Nuestra América?

Hemos tenido algunas demostraciones colectivas, como fueron todas las acciones contra el G20 que realizamos desde el ESNA en unidad con el conjunto de organizaciones del campo popular en Buenos Aires. Allí, hubo distintas expresiones político-organizativas de los trabajadores/as. Desde el ESNA nos sumamos a un amplio conjunto de organizaciones de todo tipo para manifestarnos en contra de esta cumbre realizada en la Argentina.

El G20 es y fue un encuentro formal que poco tiene que ver con lo que realmente se discute en el seno del poder. En ese ámbito, los trabajadores y trabajadoras, ni ningún pueblo del mundo tienen ninguna participación.

El desafío que tenemos todos nosotros/as por delante es muy grande. Pero también las coincidencias, como se demostró en la reunión de coordinación política del ESNA que se realizó el 29 de noviembre en Buenos Aires. Allí, coincidimos en algunas orientaciones generales con varias actividades importantes para 2019 en la agenda del ESNA. Esto abre la posibilidad de ir relanzando al ESNA en un escenario político, social y económico diferente al que allá, por el 2008 dio lugar a la creación de este encuentro sindical continental.

Por lo tanto, todos los compañeros y compañeras de este ámbito plural, democrático, anticapitalista y antiimperialista que es el ESNA, tenemos el fuerte compromiso de tomar todos los desafíos, retomar las ideas del ESNA para relanzar este encuentro para 2019. Queremos que esta expresión tenga una encarnadura importante en todos/as los trabajadores y trabajadoras de Nuestra América, porque el desafío que tenemos por delante de enfrentar la fuerte ofensiva de la derecha continental, que va por nuestros derechos laborales y sociales, va por nuestros recursos naturales y va, en definitiva, por nuestras vidas.

Este desafío es lo suficientemente importante como para que lo tomemos no solamente desde cada particularidad nacional, sino en el contexto de la lucha continental que tiene que ser muy fuerte, coherente y sistemática. Así, es la única manera que podemos dar vuelta esta hoja de la historia, que es tan dura para los pueblos del continente, pero que confiamos, como ya lo hemos hecho en otros momentos de la historia, en que podemos revertirla.

Editorial de Hugo Blasco publicada en la Revista ESNA 14 de diciembre de 2018

logo esna

Share on Google+Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on RedditShare on LinkedInShare on TumblrEmail this to someonePrint this page